viernes, 10 de junio de 2016

NEGRO SOBRE BLANCO



En este poema que verso
quiero que tú seas el protagonista,
oh papel, que espera palabras
rotuladas con tinta y plumilla
en un idioma de otro planeta,
para tapar el desangelo, el vacío
que deja el aburrimiento, el cansancio
diario,  los amores frustrados
o la obligación de decirme cada mañana
¡hoy va a ser un día estupendo!
cuando todo es monotonía,
tú serás el sueño mío, la profundidad
que abarca hasta lo infinito, en ese
blanco inmaculado, que permite
cuente la vida, con pocas líneas,
constatando en una hipótesis de amor
que todo cariño se revela
desde el negro sobre el blanco.

© Luis Vargas Alejo